lunes, septiembre 02, 2013

Nuevos planes radiofónicos




No sé si tenía 14. Puede que 15. Recuerdo que me presenté un día en el despacho del responsable de la radio de mi pueblo. Llevaba dos o tres folios escritos a mano con una portada dibujada y coloreada por mi y con el firme propósito de presentarle mi nuevo proyecto. Se trataba de un programa con diferentes secciones, con temas e invitados. Él me escuchó paciente, me dejó acabar mi exposición y me contestó que mi propuesta era ambiciosa e imposible. Lo era. Volví a meter en la carpeta mis papeles con su portada colorida en la que se leía el título de un programa que nunca se haría y me fui para mi casa, con mis ilusiones de emprendedora adolescente destrozadas.


Han pasado los mismos años que tenía y acabo de recibir una llamada de la redacción central de Madrid, de Radio 5. Es la misma compañera que me llamó hace apenas unos días para proponerme que me hiciera cargo de un pequeño espacio temático semanal a nivel nacional en nuestra cadena informativa. Lo mejor de la propuesta es que podía elegir el tema que me diera la gana y hablar, sobre eso, cinco minutos cada semana durante todo un año.

Hay muchos temas que me apasionan y sobre los que me gustaría trabajar. Temas sobre los que me encantaría profundizar y crear una amplia agenda de contactos a los que entrevistar. Durante un fin de semana con amigos y niños en la playa, entre risas, copas, helados y paseos por la orilla, pensaba sobre qué decantarme. El lunes, a la vuelta, ya tenía claro que iba a decir que sí. Pensé que sería interesante, y útil para muchas personas, hablar de algo que, por pura supervivencia de la especie, un altísimo porcentaje experimentamos al menos una vez en la vida: La maternidad. 

Se me ocurrió un espacio que hablara, en un medio informativo y generalista, de un tema que a mi misma me obligó a recurrir a publicaciones especializadas: Hablar de lactancia, de la salud de la mujer durante el embarazo, de preocupaciones comunes de los padres en la crianza, de las técnicas de porteo, de madres que ayudan a otras madres... Hice mi particular "lluvia de ideas" y rellené una página en blanco con dudas que fueron las mías propias no hace mucho: Desde el embarazo hasta hoy, día previo a que mi hija entre en la guardería. Llamé al espacio, de forma provisional y genérica (tras dar muchas vueltas) Crianza Natural. Grabé un piloto y lo mandé a Madrid para que los jefes le dieran el visto bueno.


Durante este tiempo de espera he sentido el mismo pellizco en el estómago que siendo una adolescente, cuando le fui a contar al de la emisora municipal mis (ilusos y demasiado ambiciosos) planes radiofónicos. Y me he divertido. Acaban de llamarme para darme el visto bueno al proyecto. He respirado hondo, aliviada. Y he sentido, tantos años después, que he vuelto a ser escuchada y que esta vez es que sí.

2 comentarios:

the teacher dijo...

Aunque aún no soy mamá,tus ideas me parecen muy interesantes,Paloma.
Enhorabuena por este nuevo proyecto.
Besitos
Alejandra (Cortegana)

Paloma Jara dijo...

Gracias por los ánimos.