miércoles, noviembre 17, 2010

Persecución

Han pasado tres meses desde que Sarkozy invitara a los gitanos rumanos a que se marcharan de su país, seis siglos desde la pragmática que firmaran los Reyes Católicos en Medina del Campo y treinta años desde que Juan Peña "El Lebrijano" lo cantara así de bien en uno de los mejores discos de la Historia del flamenco "Persecución", que siempre ha sonado de fondo en mi vida. Porque la historia se repite. Y es bueno que la conozcamos.
Persecución cuenta eso, una persecución. La que ha sufrido el Pueblo Gitano a lo largo de la Historia. Esta tarde, camino de Sevilla, intentaba mostrarle a Guadalupe (así se llama la chica que me acompaña en mis viajes de vuelta) la grandeza de esta obra. Iba poniéndole las canciones una a una. Me las sé de memoria. No sólo porque las haya cantado desde siempre, también porque llevo el disco en el Ipod y no me canso de escucharlo. Y le paraba donde me iba pareciendo. Y le repetía los versos en voz alta: "El rojo de tu vestío/como una lengua de fuego/ va derritiendo el Rocío". Y entonces le dije algo así como "Estas letras no puede ser de El Lebrijano, tiene que haber alguien detrás de esto. Es poesía pura. El Lebrijano canta como dios, pero esto lo ha escrito alguien que sabe escribir de verdad".
Y con ese convencimiento he llegado a casa. Con el mismo que he tecleado en Internet hasta dar con el autor de las letras: Felix Grande. Y, de repente, lo he entendido todo. Cuando detrás de un trabajo flamenco está la voz del mejor Lebrijano y la pluma de todo un Premio Nacional de Letras, el resultado no puede ser otro que una obra maestra.
P.D: Un descubrimiento que coincide con el nombramiento oficial de que el Flamenco es Patromonio de la Humanidad. Ahora sólo queda que la Humanidad se deje ser Patrimonio del Flamenco.

1 comentario:

Anónimo dijo...

"Persecución",yo he crecido escuchando al lebrijano....será porque mi padre,igual que te pasa a ti,nunca se cansa de escucharlo y de cantarlo.....un beso prima.